El Famatinazo: Informe Audiovisual

El siguiente reportaje audiovisual consiste en un repaso de todo lo ocurrido en el corte de Alto Carrizal, con testimonios de los vecinxs y de quienes participaron en la lucha contra la Barrick Gold del 2007. También el día en que comenzó la transmisión de la radio abierta “25 horas” seguidas. Y finalmente, el día en que se cumplieron las dos semanas, con la fecha de vencimiento entre la minera Osisko Mining con el Estado, el vulgarmente llamado “Día D”, con la presencia de habitantes que vinieron de la caravana que partió desde Chilecito.

Otros videos cortos realizados por este blog:

Según FUNAM, la Osisko había trasladado 200 casas canadienses para un emprendimiento

Transcribiremos a continuación un comunicado del Dr. Raúl Montenegro, presidente de la Fundación para la Defensa del Ambiente, sobre la minera canadiense y el Famatinazo.

El Famatina y la minera que relocalizó 200 viviendas

para explotar oro a cielo abierto en Canadá

Por

Prof. Dr. Raul A. Montenegro, Biólogo

Presidente de FUNAM, profesor de Biología Evolutiva en la Universidad Nacional de Córdoba y Premio Nóbel Alternativo 2004

Email: biologomontenegro@gmail.com

 

 

 

En el año 2007 las comunidades de Chilecito y Famatina lograron que la empresa Barrick Gold desistiera de iniciar la exploración y explotación de oro en la zona del Famatina. Fue un no comunitario claro y contundente. Sin embargo el gobierno de La Rioja, acompañado por la Nación, decidió ignorar ese hecho histórico. El 31 de agosto de 2011 Energía y Minerales Sociedad del Estado, EMSE, firmó un contrato con la minera Osisko Mining Corporation. Reabrió así unilateralmente las puertas del Famatina. Cuarenta kilómetros cuadrados de ambientes montañosos, únicos y frágiles, quedaron abiertos a la prospección y explotación de metales. El botín, una reserva estimada de 8,97 millones de onzas de oro. Como parte del acuerdo el EMSE recibió de Osisko 500.000 dólares en efectivo. Este mismo organismo debía –como parte del contrato- lograr todos los permisos requeridos “a lo largo de la vida del proyecto”. El   gobierno provincial se concedería a sí mismo tales autorizaciones cuando es parte interesada del proyecto. El conflicto de interés no quitó el sueño a los funcionarios que firmaron el contrato.

Tampoco parecen haber analizado los conflictivos antecedentes de la empresa Osisko. Después de confirmar reservas de oro importantes en el subsuelo de un área poblada en la localidad de Malartic al noroeste de Québec, en Canadá, Osisko decidió que lo mejor era relocalizar 200 viviendas y 5 instituciones públicas. Este proyecto minero, emblemático de la empresa, tiene previsto operar allí el mayor yacimiento a cielo abierto de Canadá. En una operación inédita Osisko efectuó el traslado entre 2008 y 2009. Creó así un nuevo barrio para poder explotar sin obstáculos su nueva y urbana área de explotación. Todo indica, por otra parte, que el traslado comenzó antes de que finalizaran las consultas públicas iniciadas en el ámbito del Ministerio de Desarrollo Sustentable, Ambiente y Parques de Canadá.

Resulta interesante revisar cómo la empresa Osisko abordó el tema de la opinión pública sobre el traslado de las viviendas. Encargó una evaluación a la consultora Genivar, que distribuyó 158 cuestionarios entre los ocupantes de las viviendas a ser trasladadas y solo obtuvo, para hacer el análisis, 84 formularios completados. Lo sugestivo es que la lista de individuos a los cuales debían ser enviadas las encuestas fue proporcionada, tal cual lo reconoce la propia consultora, “por Osisko”. No se consultó por otra parte al resto de los habitantes de Malartic, una ciudad que según el censo de 2006 tenía 3.640 habitantes. La minera con la cual hizo acuerdos el gobierno de La Rioja es la misma que trasladó entre la tercera y la cuarta parte de una población canadiense para poder explotar a cielo abierto el oro que había debajo de sus viviendas.

El otro hecho grave tiene que ver con el significado ambiental de un yacimiento a cielo abierto en la zona del Famatina. Ni el estudio de impacto ambiental ni los análisis del gobierno provincial consideraron que el proyecto destruiría en forma irreversible parte de una cuenca hídrica ubicada en ambiente semiárido ya expuesto a cambio climático global. Para el año 2030 se estima una reducción del 21% en la pluviosidad y del 53% para el 2070. Por otra parte mal pudo haberse hecho un buen estudio de impacto ambiental cuando se desconoce con precisión el funcionamiento de los ecosistemas involucrados y su biodiversidad. La zona del Famatina, donde destacan ambientes de las provincias biogeográficas Altoandina y del Monte, posee numerosos endemismos. Allí vive por ejemplo la rata chinchilla del Famatina (Abrocoma famatinae) que el Libro Rojo de la Unión Internacional de la Naturaleza (UICN) ni siquiera pudo incluir en alguna de sus categorías por falta de datos. Según distintas fuentes, en la provincia de La Rioja existen a nivel de plantas verdes 3 especies amenazadas y 8 raras y a nivel de macrofauna 4 especies en peligro, 7 vulnerables y 13 especies raras.

La actividad minera alentada por el gobierno de La Rioja y Osisko podría crear además una importante fuente de contaminación química, que se agregaría a la contaminación acuática de fondo, con valores ocasionalmente altos de manganeso, hierro, cadmio, zinc y cobre. Son predecibles además derrames ácidos rutinarios y accidentales, que solubilizan el transporte de sustancias de riesgo, en particular metales. Ante escenarios de menor disponibilidad hídrica y menores caudales, es predecible el aumento de los niveles cuali-cuantitativos de contaminación aguas debajo de las actividades mineras. Existe por lo tanto un efecto negativo potencial sobre la salud humana que no ha sido debidamente evaluado por el estudio de impacto ambiental.

En cuanto a la agricultura, la ganadería y el turismo que se desarrollan en la zona del Famatina y en sus cuencas bajas, no solo necesitan pulsos hídricos predecibles, sino también ausencia de actividades mineras que amenacen su funcionamiento, su calidad y la imagen nacional e internacional de los productos y servicios. Esto tampoco fue suficientemente considerado en el estudio de impacto ambiental.

Aún así y pese a los pésimos antecedentes de la empresa minera Osisko, el gobierno de La Rioja concedió las autorizaciones correspondientes. A la incapacidad técnica de evaluación sumó por lo tanto el desprecio por la opinión comunitaria. Alentó además la criminalización de la protesta social e incluso puso en práctica tareas de seguimiento y “listas negras” de ciudadanos que solo defendían sus derechos.

Mientras el Secretario de Ambiente de la Nación minimiza sin base técnica el impacto de la megaminería a cielo abierto, dando así un apoyo tácito al contrato del gobierno de La Rioja con Osisko, la empresa describe el proyecto en su página Web bajo el título “Famatina property”. La “propiedad Famatina”. Solo la torpeza de algunos funcionarios y organismos públicos pudo prologar semejante torpeza corporativa. Pero los pobladores de Chilecito y Famatina, acompañados por la creciente movilización de ciudadanos y organizaciones de todo el país, no permitirán que se destruya esa fábrica de agua y de estabilidad ambiental. El Famatina no se toca.

Córdoba en apoyo al Famatinazo

En consonancia en distintas partes del país, Córdoba se movilizó en apoyo del Famatinazo.

El jueves por la tarde, hasta el anochecer, centenares marcharon por las calles de Córdoba para apoyar al Famatina, rechazar la minería con cianuro y respaldar a todos los demás pueblos que sufre dicha actividad.

La movida empezó en forma de concentración y luego se hizo a pié en corte tramo hasta llegar a la Secretaría de Minería de la provincia.

¿Gracias TN?

Vecinxs del Famatinazo agradeciéndole al Grupo Clarín por la cobertura

Cada vez que las cámaras de TN se prendían, todos los vecinxs se juntaban para demostrar que eran muchxs y gritaban “El Fama no se toca“. Cuando la cámara se apagaba, todxs gritaban: “Gracias TN“.

Cuando me enteraba lo de Famatina, más precisamente el corte de Alto Carrizal, tenía en mi cabeza una visión confusa sobre el estado de perseverancia de la pueblada. Al principio leía que había mucho miedo, debido a la posibilidad de que el gobernador mandase a la BAO (Brigadas de Acción Operativa) para reprimir y levantar el corte. De allí emergió mi impulso de ir allá. Luego, recibía datos contrarios, que había un verdadero optimismo en la lucha. Al llegar allá, finalmente, descubrí que era más válido lo segundo que lo primero. La televisión sintonizaba TN, el canal de noticias del Grupo Clarín, exponiendo sus zócalos, sus brillos y musiquitas anunciando que para el vulgarmente llamado Día D se podría venir lo peor. La tensión sólo se podía incrustar en las paredes de la televisión.

En uno de los tantos momentos, cuando la pueblada gritaba “Gracias TN”, en pleno día, yo me encontraba en el fondo tratando de sacar buenas fotos. Dos que estaban detrás mío gritaban: “¿Qué están diciendo? Los medios son el capital. Fuera TN. Devuelvan a los nietos”. La última oración fue el leit motiv que sufría el canal durante el pedido de las muestras de ADN de los hijos adoptivos de Ernestina Herrera de Noble, la directora de Clarín, donde supuestamente se trataba de dos casos de hijos de desaparecidos. Cada vez que TN salía a la calle, alguien le gritaba al notero y al camarógrafo “Devuelvan a los nietos” (y según tengo entendido, incluso en casos donde la cámara permaneció apagada, mientras los empleados guardaban sus equipos al coche). También quedaban disconformes con la visita de la corpo algunxs de los que activaron la radio abierta 25 Horas seguidas, más precisamente de los que forman parte de la Red Nacional de Medios Alternativos.

TN terminó de materializar dos informes sobre el Famatinazo. Yo no llegué a verlos cuando estaba allá, por más que había un televisor prendido. Al consultar con algunos vecinxs que sí lo vieron rectificaron su conformidad con los mismos. Entonces, lo interesante a todo esto es que uno no está polemizando con la cobertura que hizo TN, sino por su visita.

Está claro que las intenciones de Clarín pasan por el lado de desprestigiar al Gobierno Nacional. A Clarín no le importó la mega-minería en todo el 2011. No le importó en todo el 2010. No le importó en todo el 2009. No le importó en todo el 2008. No le importó en el 2007. Etc. Etc. Etc.

Durante su buena relación con el kirchnerismo era obvio que no comentase nada. Ahora, tampoco lo habría de hacerlo al tenerlo de enemigo. Tiene todo un costo estar en conflicto con una enorme corporación canadiense, capaz de acaparar funcionarios, medios de comunicación… hasta la educación. Vecinxs de Andalgalá afirmaron que  hasta los libros escolares aparecen imágenes del padre de familia dedicándose a la minería. Es decir, ya desde chico se quiere interiorizar la actividad minera. Optar por el riesgo de mantener un conflicto con la Barrick Gold tiene sus percances para alguien que mira todo en número de acciones, como son los directivos de Clarín. Por eso, siempre supuse que el monopolio jamás estaría dispuesto a profundizar el uso de cianuro en nuestras tierras. Hoy me equivoqué. La pelea Gobierno-Clarín termina siendo más belicoso de lo que yo esperaba.

Hay que ver cuántos de los vecinxs del Famatinazo toman conciencia de eso. Después de todo, muchxs lucharon en el 2007 contra la Barrick y saben que esas mismas cámaras nunca estuvieron presentes.

¿O será que el que tiene que tomar conciencia son los que estudiamos la comunicación social?

Los informes de TN están bien hechos, al igual que la cobertura que hizo La Voz del Interior (también de Clarín), más precisamente, el trabajo de su corresponsal María del Mar Job. Muy distinto a la nota que publicó el diario Clarín, al comienzo de la lucha, cuyo título declaró una guerra entre una “protesta ambientalista” contra “una mina de oro”, con una foto de plano gran general (loca, acercate un poco) y sin ningún párrafo que explique del porqué de los vecinxs oponiéndose al emprendimiento con cianuro. O cuando Canal 13/TN realizaron el informe sobre el primer video que mostró la represión en Formosa contra los qom y no se les ocurrió un mejor título que poner… “Como perros” (!).

No hay dudas que la exposición, y el relativamente correcto tratamiento del tema de TN, ha servido de mucha ayuda al Famatinazo, permitiendo una difusión más nacional, aún cuando sus interéses sean otros.

Los medios nos pueden usar. ¿No será que nosotrxs también podemos usarlos a ellos?

Preámbulo chileciteño

Transcribiremos a continuación una declaración que redactaron los vecinxs de las asambleas de Chilecito, por pedido de difusión, en contra de la instalación de la minería en las tierras del Famatina. Fue escrita el 19 de septiembre del 2011.

El sol de Chilecito.

Nos los representantes del pueblo de los departamentos de Chilecito y Famatina, reunidos en movilización callejera, por voluntad y elección de sus habitantes que la componen en cumplimiento de pactos preexistentes de gobernantes y mandatarios de turno, con el objeto de constituir la desunión provincial, afianzar la injusticia social, consolidar la violencia interior, promover a la agonía de la desigualdad común, promover el malestar general y asegurar el beneficio de empresas extranjeras, en contra de la libertad y decisiones de sus habitantes, para nuestra posteridad y para todos los hombres del mundo que no queremos que nos manejen, como enclavar ignorantes, porque hace rato dejamos las plumas, el arco y la flecha y no queremos que vengan atropelladamente a obligarnos a que aceptemos que nos destruyan la vida, invocando la protección de Dios, San Nicolás y Santa Rita, fuente de toda razón y justicia, ordenamos, decretamos y establecemos esta Constitución para la ciudad de Chilecito “en defensa del Famatina y sus nieves eternas”. Disponen armarse de paciencia para defender el agua que es el elemento esencial, para la raza humana y todo ser vivo, el aire puro que es indispensable para vivir, nosotros vivimos de la agricultura y la ganadería, por eso estamos en contra de la explotación minera a cielo abierto o cerrado, que a lo largo colapsarán las obras sociales por tener a todos sus habitantes y afiliados enfermos. A los de afuera les dimos un espacio que no tenían, pero eso no les da derecho a tomar decisiones que no les corresponden, les abrimos las puertas, las aceptamos pero “al Famatina no” y al que no le guste, también tiene las puertas abiertas, para marcharse cuando quiera, no nos necesitamos al contrario empezaremos a defender lo nuestro, “por sangre y suelo”, raíces aborígenes, religión, idioma, cultura, tradiciones, naturaleza, espacios libres, nuestra vida, queremos agua, aire, cielo y tierra no contaminadas, “oro no comemos, agua sí tomamos”, por eso “el Famatina no se toca”, le guste o no le guste, a quien sea, que le afecte sus negociados, no se pusieron a pensar que también están de paso, no son eternos ¿y que le dirán al Creador cuando les pase factura?.

Solamente cuando se haya

cortado el último árbol

matado el último animal y

envenenado el último río

el hombre se dará cuenta

que no se puede comerse el dinero.

“El Fama no se toca” llegó a Córdoba

El viernes pasado, frente al Patio Olmos, centenares de personas se concentraron en apoyo a la lucha del Famatina. Además de vecinxs y particulares, estuvieron presentes la Asamblea Córdoba Ciudad Despierta, Libres del Sur, Movimiento 29 de Mayo en Filo, PTS, Partido Socialista, Intersectorial Córdoba Resiste, etc.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.